TRANSLATOR/TRADUCTOR

miércoles, 29 de agosto de 2012

Quiero ser italiano

Una agradable película, simpática y con un trasfondo actual muy bien presentado en cuanto al tema del emigrante ilegal.
La historia transcurre en Francia donde a partir de los años 80 la avalancha de emigrantes fue imparable y hoy en dia es un hecho irreversible que da a la sociedad francesa un tono multicultural y multicolor con el que los franceses han aprendido a convivir.
El protagonista Mourad Ben Saoud se hace llamar Dino Fabrizzi porque piensa que así encontrará con mucha más facilidad su integración en un sociedad que mira con recelo a los paises árabes. Sin embargo y tras muchos avatares podrá comprobar que es mucha la gente que le aprecia por ser quien es en realidad y no por lo que quiere aparentar ser.
Buena interpretación del actor Kad Merad que da vida a un personaje tolerante con la religión, amante de su familia y al final orgulloso de sus raíces.