TRANSLATOR/TRADUCTOR

lunes, 24 de septiembre de 2012

Sabores del mundo: tabulé. (Ensalada de trigo y perejil, muy aromática)



De la cocina de Oriente Medio nos llega este conocido, pero no por ello menos rico, aromático y referescante plato.
Muy completo ya que junta cereales, verduras y aceite de oliva. Todo muy típico de la cocina mediterránea que como todos sabemos está reconocida mundialmente como una de las cocinas más sanas y recomendables para el ser humano.
La receta que hoy os indico aquí es típica del Líbano donde utilizan bulgur para elaborarla. En los países del Magreb utilizan cuscús, que no es sino una variedad de sémola de trigo.

Necesitaréis para 6 personas:
  • 200gr. De trigo triturado (bulgur fino)
  • 2 manojos de perejil
  • 1 bouquet de menta fresca
  • 4 tomates grandes y rojos
  • 1 cebolleta pequeña
  • 1 pepino
  • 8 cucharadas de aceite de oliva
  • medio vaso de zumo de limón
  • sal

Sumergid el trigo durante cinco minutos en agua hirviendo y verted a continuación el agua suavemente y aclarad con agua fría.
Cortad el tomate en daditos pequeños.
Seleccionad el perejil, separadlo de los tallos duros y picadlo muy fino. Haced lo mismo con el pepino y la cebolleta y al final la menta.
Mezclad todos los ingredientes en un bol.
Añadid el trigo, el zumo de limón, sal y aceite, removed bien y servidlo frío.
¡DELICIOSO!


domingo, 16 de septiembre de 2012

Gazpacho de pepino



El pepino es el fruto de la planta que recibe el mismo nombre y que pertenece a la misma familia que la sandia o el melón y también el calabacín o la calabaza.
Su procedencia es de  origen asiático, de las zonas tropicales. Desde Egipto donde era consumido por los faraones como un manjar saltó a Grecia y Roma quienes lo introdujeron en el resto de Europa.
Las variedades de pepino más conocidas son el de tipo español, tipo francés con un fruto más largo y el de tipo holandés de piel más lisa.
Es una hortaliza de verano, aunque se puede comprar todo el año por los cultivos de invernadero de la zona sur de la península y de las islas Canarias.

Su aporte calórico es bajo, sin embargo tiene fibra, vitaminas del grupo A y B que sirven para la visión, buen estado de la piel y el cabello, mucosas y huesos.
También contiene algo de potasio.

Así que viendo todo estos beneficios bueno será que elaboremos una rica receta a base de pepino, que además de refrescante nos aportará buenos nutrientes y no nos engordará.

Para 4 personas:
  • 1 cebolla
  • 2 pepinos
  • 150 cl de aceite de oliva
  • 50 cl de vinagre
  • 2 dientes de ajo
  • 2 rebanadas de pan
  • pimienta
  • agua
  • sal


Triturad los ajos y los pepinos pelados y salpimentados. Cuando se haya obtenido una pasta fina id agregando poco a poco el aceite y el vinagre trabajándolo como si se tratase de una mayonesa.
Id añadiendo la miga de pan y el agua hasta que adquiera una densidad apropiada
Corregid de sal y vinagre y meted a la nevera para que esté bien frío a la hora de servir. Se puede acompañar de unos costrones de pan frito o unos daditos de melón, o unos trocitos de jamón ibérico desecados en el microondas entre dos papeles de horno.
¡que lo disfrutéis!



domingo, 9 de septiembre de 2012

Sanas y fresquitas legumbres también en verano


¿Fresquitas? Pues si. Siempre tenemos la opción de tomarlas en ensalada. Son muy nutritivas. En el caso de hoy que llevamos lentejas, nos aportan algo esencial para nuestro organismo como son las proteínas y el hierro.
En España disponemos de algunas lentejas con Indicación Geográfica Protegida, como son las lentejas de la Armuña, zona situada al noroeste de Salamanca, que por sus condiciones de clima y riqueza del terreno, produce estas lentejas de óptima calidad y buena fama.
Así que como sus buenas propiedades nos hacen falta todo el año y no sólo en invierno, cuando son muy reconstituyentes y calóricas, se me ocurre un modo de tomarlas que yo preparo a menudo en casa.
Las lentejas las podéis comprar ya cocidas o cocerlas como siempre con medio casquito de cebolla, una hoja de laurel y sal.
Necesitaréis para cuatro personas:
  • 250 grs de lentejas
  • 4 tomates
  • una cebolla pequeña
  • 3 ó 4 hojas de hierbabuena
  • aceite
  • vinagre
  • sal

Pelad y cortad los tomates en daditos muy pequeños y haced lo mismo con la cebolla. Cortad muy finas las hojas de hierbabuena. Mezcladlo todo y aderezadlo a vuestro gusto.
¿Se puede hacer algo más fácil, rico y rápido?
¡que lo disfrutéis

miércoles, 5 de septiembre de 2012

Pimientos morrones rellenos con tortilla de patatas


Algo sencillo y sin embargo muy resultón. Tan rico como la tortilla de patatas y además con el toque dulzón del pimiento rojo.
El pimiento pertenece a la familia de las Solanáceas, en concreto al género Capsicum. La planta es originaria de Méjico, Bolivia y Perú. El pimiento morrón es una variedad gruesa, carnosa, y de un tamaño grande. Se puede consumir tanto crudo como asado, en guisos y en estofados. Otras variedades del pimientos son:
-Pimiento dulce italiano: alargado, fino, y piel de color verde brillante que se vuelve roja al madurar.
-Pimientos picantes: como los de padrón (originarios de Galicia, de pequeño tamaño, suelen picar pero ofrecen también variedades dulces) los de piquillo (de Navarra, suelen comercializarse en conserva. Su piel es roja y tersa, y ofrece tanto variedad picante como dulce) o los Gernika (del Pais Vasco, pequeño, verde y alargado, se consume sobretodo frito).
El pimiento morrón tiene propiedades digestivas, y es recomendado por ello para personas con extreñimiento o digestiones difíciles. Es también un alimento diurético y depurativo. Secado y triturado se obtiene el pimentón.
Imagino que todo el mundo sabe hacer el relleno pero por si acaso y para aquellos que nunca hayan hecho una típica tortilla española os diré que tan sólo necesitáis para 4-6 personas:
  • 4 patatas medianas
  • 1 cebolla
  • 4 huevos
  • 2 pimientos morrones
  • sal
  • aceite de oliva virgen extra

Cortad las patatas en láminas, sazonad y ponedlas a freir junto con la cebolla a fuego medio en abundante aceite de oliva. Cuando estén bien hechas sacadlas a un colador y reservad. Batid los huevos y mezclad con la preparación anterior.
Ahora sólo resta rellenar los pimientos y meterlos en el horno en posición vertical a 180ºC.  Cuando el pimiento esté blandito y el huevo cuajado será el momento de sacarlos- Cortad  y servid con un chorrito de vinagre balsámico por encima.
¡deliciosos!